viernes, 29 de febrero de 2008

Caminar hacia adelante

No te extraño. Pero extraño tu rostro, tus cachetes, tu nariz; tus cejas, tu pelo, tus orejas; tu boca, tu labio, tu lengua, tu piel, tu mano, tus dedos, tus uñas, tus arrugas; Tu cuerpo, tu cuello, tus hombros, tu espalda, tus tetas, tu ombligo, tu panza; nuevamente tu rostro, tus labios, tu lengua, tus brazos, tus dedos, tus dientes, tus tetas, tu cintura, tu cola, tus muslos, tus piernas, al mismo tiempo tus hombros y nuevamente tu boca; de nuevo tu panza, tu espalda, tus labios, tetas y vagina. Extraño tu sonrisa leve, tus parpados entrecerrados, tu iris, tus ojos, tu mirada nuevamente en mi.... Pero nose si te extraño.